top of page

¡Despierto, un hombre nuevo en un mundo nuevo de luz y amor!

¡Despierto, un hombre nuevo en un mundo nuevo de luz y amor! (Alexander Smellie, "El lugar secreto" 1907)




"Primero se abre paso una hoja, luego se forman las espigas de trigo y, por último, madura el grano". Marcos 4:28 Hay una quietud, una calma y una firmeza similares cuando Él trata con mi alma. Así es cuando Él me salva por primera vez. En su mayor parte, no hay conmoción cuando Cristo revoluciona mi corazón. Sin embargo, tan silenciosa e inexplicable como es la obra, está completamente hecha. Mi mente es iluminada. Mi conciencia me convence de mi pecado. Mi corazón se anima. Mi voluntad es subyugada. Me despierto como un hombre nuevo en un mundo nuevo de luz y de amor, del que nunca saldré. De la misma manera, mi santificación práctica progresa gradualmente, en lugar de hacerlo a saltos. Mi ascenso por el camino estrecho y angosto hacia la Ciudad Celestial es más lento y agonizante de lo que había soñado. Mi día tiene frío, tempestad y lágrimas, así como sol y calor. Sin embargo, Él está gobernando dentro de mí como el Maestro de mi ignorancia, el Consumador de mi fe, el Jardinero que hace madurar mi vida espiritual, aunque mi crecimiento lleve tiempo y mi suerte sea problemática. "La senda del justo es como el primer resplandor del alba, que brilla cada vez más hasta la plena luz del día". Proverbios 4:18 "El Señor dirige los pasos de los piadosos. Se deleita en cada detalle de sus vidas. Aunque tropiecen, nunca caerán, porque el Señor los lleva de la mano". Salmo 37:23-24 "Estando seguros de esto, que el que comenzó una buena obra en ustedes la llevará a cabo hasta el día de Cristo Jesús". Filipenses 1:6 ~ ~ ~ ~

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

¿Qué te da esperanza?

Nuestro mundo está cambiando constantemente, pero las Escrituras nos recuerdan que nuestra esperanza en Dios nunca cambia. Esta semana, experimenta la esperanza eterna que tenemos en Dios con contenid

bottom of page